sábado, 18 de marzo de 2017

Ramón Emilio Charras

Cacique Sitón  1999

Brindis primaveral
 
Ya más cálido el sol se levanta.
Y detrás de las nubes en vuelo
rompen claros azules de cielo.
Viste blusa de hojas la planta.
 
Recupera el ganado su brío
y las crías retozan y juegan.
Croa el sapo. Los pájaros  llegan.
Suena el agua en las piedras del río.
 
El color en la luz se organiza
y el perfume en la flor. ¡Mes noveno!.
La feliz juventud - grito pleno -
sus banderas de júbilo iza.
 
¡Ya las nieblas por fin se deslíen!.
Todo es grato en el tiempo que adviene.
Y el amor, renovado, interviene
en la piel  y las bocas que ríen.
 
Levantando en mis dedos el día
como cuando se brinda en la fiesta
¡gracias, Dios - yo le digo - por esta
primavera de todos. Y la mía! …
 
(de la antología: “Muestra del 91 - Poetas Cordobeses” - Cosquín  1991)
              

 Premio “Cacique Sitón 1999, otorgado por América Madre (AMA)

Naciò en Quilino (Còrdoba)  en 1921.  El poeta que habla de Las Salinas, del piquillín, mistol, aguariguay, del algarrobo, del tala, de los ranchos y las sufridas madres en el paisaje del norte cordobés.
Decìa Francisco Pancho Colombo sobre Ramòn Charras: “Charras siempre andaba alrededor de SADE. Era una de esas personas que no solo hablaba, sino que construía , trabajó muchísimo en la creación de la Biblioteca del Personal Ferroviario, en Alta Córdoba. Muy sensible, se exigía a si mismo, con una poesía fuerte, de cristianismo primitivo. A través de ella reclamaba justicia pero su protesta estaba unida a la gran belleza. Lo que expresaba era una radiografía de su corazón generoso y sus ojos descubridores. Como todo gran poeta lleva con él el recuerdo de su infancia, del sufrimiento de su gente, no olvidaba sus orígenes”
“el hombre forma parte de su paisaje, de su origen y el entorno y lo vivido forjan su alma. Ramón Emilio Charras, trabajador de toda su vida, escritor por vocación, hombre de palabra, nació en una tierra dura de esperanzas, de ranchos de pajabrava, lo confirma su escritura, poeta de raza y altura, hombre de bien. Ramón Emilio Charras , un hombre humilde, observador, silencioso, alzó su voz para decir, denunciar, protestar por su territorio, su tiempo, su gente. Charras ocupa un lugar entre los grandes”
Olga Cabrera Ladu
(Textos tomados del blog del programa radio: “Luna de Pájaros, que conduce mi amiga poeta y escritora Liliana Chávez)
Ramón Charras,  falleció en Córdoba Capital)
 Publicó: Córdoba Ocre, Cordobazo, El. David, Obra poética : Ramón Emilio Charras, recopilaciiòn de Nilo Amadeo Comba Esquivel

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada